Warning: Creating default object from empty value in /home/customer/www/vivirencalma.es/public_html/wp-content/plugins/stm-post-type/redux-framework/redux-framework/inc/class.redux_filesystem.php on line 29
Las claves para cuidar tu salud y energía en otoño. Blog de Vivir en Calma

las claves para cuidar tu salud y energía en otoño

El otoño es tiempo de sofá, mantita y bebida humeante entre las manos, mientras llueve tras el cristal. Tiempo de chimenea y olor a leña. Tiempo de románticos paseos por el bosque y de caminatas sobre la hojarasca contemplando la explosión de colores ocres, amarillos, verdes, marrones…

También, es tiempo de nostalgia y de recuerdo de los días alegres de sol y risas del verano… Y de volver la mirada hacia el interior, hacia tu propio ser.

En esta estación, la Energía o Qi, presente en toda la Naturaleza, se repliega hacia el interior y desciende hacia la tierra, para regenerarse y así dar comienzo, más adelante, a un nuevo ciclo vital.

Las claves para cuidar tu salud y energía en otoño

El otoño representa, pues, el tránsito hacia un nuevo comienzo.

Es el dejar atrás el esplendor y despliegue hacia afuera de la energía vital y el prepararse, a través del repliegue hacia el interior, para un nuevo despertar… Es el aceptar el final de una etapa o un ciclo para asumir un nuevo comienzo: representa, por tanto, el cambio y la transformación.

Esta es la energía del otoño, y la energía de la Fase Metal.

el otoño, energía de la Fase Metal

El otoño corresponde a la Fase Metal, una de las cinco que componen la teoría de las Cinco Fases de la Medicina Tradicional China (MTC).

Es en el otoño cuando la energía de esta Fase está más activa y, por tanto, sus características resaltan y predominan sobre las del resto de Fases, que también están presentes.

Es ahora, por tanto, cuando más hay que cuidar esta energía de Metal y lo que en tu organismo corresponde a Metal y procurar su buen funcionamiento. Y no solamente para vivir un otoño saludable sino para predecir un invierno y una primavera espléndidos.

Y lo bueno es que la Naturaleza te facilita esta tarea en esta estación.

lo que corresponde a la energía de Metal en tu organismo

Los órganos que corresponden a Metal son PULMÓN e INTESTINO GRUESO y sus sistemas funcionales correspondientes.

Entonces, favorecer y cuidar ahora la energía y normal función de estos órganos y sistemas es prioritario, además de necesario.

Para así, evitar el malestar (físico, emocional, mental) consecuente a su disfunción o desequilibrio, tanto en estos meses otoñales como, posteriormente, en invierno y primavera.

Tanto Pulmón como Intestino Grueso necesitan hidratación para realizar sus funciones adecuadamente:

  • Pulmón, para realizar adecuadamente su función de dispersión y descenso del Qi. Para contribuir a la gestión de los líquidos corporales y para rehidratar los líquidos orgánicos y también la superficie corporal: piel y cabello.
  • Intestino Grueso, para conseguir un buen tránsito intestinal y una adecuada formación de las heces. Para evitar, principalmente, el estreñimiento.

Puedes facilitar y conseguir esta adecuada hidratación no solamente mediante la necesaria ingesta de agua y líquidos, sino a través de la alimentación. Pues hay alimentos específicos para cubrir esta necesidad, tanto para hidratar Pulmón como para hidratar Intestino Grueso y que son propios de otoño:

  • Pera, manzana, uva, ciruela, mandarina, higo
  • Espinaca, acelga, coliflor, nabo
  • Pipas de girasol, almendra, semillas de sésamo

la alimentación y el cocinado en otoño

El otoño es tiempo de guisos y de cocciones más largas que en verano. Pues el objetivo general es aumentar la temperatura del alimento (darle polaridad más Yang, más calor) mediante este tipo de cocinado, para aportar calor al cuerpo.

Son platos propios y adecuados al clima de esta estación:

Los hervidos, cremas, sopas, estofados, guisados, horneados y plancha.

De preferencia, consume los alimentos que produce la tierra en esta época. Pues es en estos alimentos es donde se concentra la mayor cantidad de energía y los nutrientes que necesitas en esta estación, pues en otoño la energía se repliega hacia el interior y hacia la tierra. De ahí el porqué de consumir semillas, raíces, o vegetales que crecen muy cerca del suelo.

  • Tubérculos y raíces: cebolla, hinojo, nabo, zanahoria…
  • Vegetales compactos y que crecen cerca o pegados al suelo: brócoli, coles de Bruselas, col, coliflor…
  • Legumbres: garbanzos, judías, lentejas…
  • Semillas: calabaza, girasol, sésamo, almendra, castaña…

cómo te ayuda y qué te aporta la energía de Metal en equilibrio

Te permite discriminar y separar lo útil de lo que ya ha dejado de serlo

Te ayuda a eliminar y deshacerte de lo que ya no te sirve o es un residuo tóxico

Te ayuda a aceptar la pérdida y a desarrollar estrategias de compensación (duelo)

Te da la flexibilidad suficiente para adaptarte a los cambios

Es tu instinto de supervivencia

Es el motor del proceso de individuación e interviene en la formación y cristalización de tu personalidad

Gracias a ella puedes establecer tus límites y fomentar tu autoafirmación frente a los demás

Alimenta tu autoestima y te ayuda a aceptarte como eres y a cuidarte, en definitiva, a estimular tu amor propio

Te otorga vitalidad y ánimo, y te facilita tener una visión optimista del porvenir

María José Moreno Salas_02

Acerca de la autora de este artículo

¡Hola! soy María José Moreno Salas, técnica en medicina tradicional china, reflexoterapia podal superior y arquitecta. Ayudo a mujeres agobiadas, tensas y preocupadas de forma habitual a manejar y reducir el estrés que sienten para que puedan afrontar los cambios y las circunstancias adversas de su vida con calma, decisión y confianza en sí mismas.

Otros artículos que te pueden interesar

Escribir un comentario